Monthly Archives: November 2013

Analizando mi cartera con T-Advisor

La plataforma T-Advisor para gestión de carteras es un recurso para inversores con el fin de obtener la mejor información de sus posiciones. Las diferentes herramientas ofrecen la situación real de sus inversiones y diversos datos para analizarlas y tomar decisiones.

T-Advisor tiene la herramienta “Mis carteras” para combinar diferentes valores teniendo en cuenta criterios personales, como el área geográfica o el sector económico, por ejemplo. Cuando la cartera está organizada, el inversor obtiene los datos principales, como la valoración, la rentabilidad en el año e interanual, así como la volatilidad.

T-Advisor sección Mi Cartera

Si seleccionamos una cartera, T-Advisor mostrará un informe completo sobre ella. Gráficos y tablas informarán de la diversificación y los rendimientos. También podremos obtener información sobre los mejores valores de nuestra cartera y un resumen de los cambios en nuestras inversiones.

T-Advisor datos generales de cartera

Los inversores verán un informe sobre datos específicos de sus posiciones, para valorar mantenerlos o cambiarlos para aumentar o reducir su exposición. La sección “Transacciones” recoge todos los movimientos de compraventa que el inversor lleva a cabo para hacer un seguimiento de los cambios en la cartera.

La información es la mejor herramienta para tomar decisiones. T-Advisor está pensado para eso. Por este motivo, la sección “Diagnóstico” muestra todos los detalles de la cartera sobre su valoración, localización de activos, riesgo y contribución de los diferentes valores a los rendimientos de la misma.

Sección Diagnóstico de T-Advisor

Por último, la sección “Seguimiento” ofrece varias sugerencias para mejorar los rendimientos de la cartera.

Sección "Seguimiento" de T-Advisor

T-Advisor ofrece la mejor información para los inversores para tomar las mejores decisiones. Una selección de información relevante, como la ofrecida por T-Advisor, facilita la gestión de carteras y la obtención de los mejores resultados.

Planificación financiera: ¿nuevas tendencias a la vista?

Planificación financiera: dos manos estrujan un dólar

La respuesta inmediata a la pregunta formulada en el título es clara: por supuesto, un gran número de cambios está teniendo lugar y creando las próximas tendencias en la industria del asesoramiento financiero. Más allá de la crisis y la transformación económica que estamos viviendo, la planificación financiera se está moviendo a través de una ola de cambios sociales y tecnológicos, aparte de los efectos que tiene en las actuales tareas de los asesores. Les subrayaremos las principales:

  • La distancia generacional en el comportamiento de planificación financiera. Las personas centran este comportamiento en relación no sólo con sus experiencias personales, sino principalmente con las sociales, condicionadas por el entorno político y económico (piensen en la seguridad social, los seguros médicos y las pensiones). Los mayores tienden más a ahorrar y organizar de modo saneado sus cuentas. Los jóvenes no planifican, ni diseñan un presupuesto o piensan demasiado en su situación financiera futura. Además, los jóvenes tienen menos formación financiera y menos conocimiento sobre inversiones y productos financieros.
  • La influencia de la tecnología para planificar nuestras inversiones. Según los expertos, la experiencia de la interactividad va a suponer una importante tendencia en los próximos años. Tablets, móviles y apps están creando un pequeño inversor autosuficiente, que cuida de su dinero por si mismo desde su dispositivo. Los asesores ya no controlarán la experiencia de planificación y esta tendencia cambiará profundamente la industria. Además, las compañías del sector tendrán que desarrollar herramientas flexibles para todo tipo de dispositivos, de navegadores y sistemas operativos, si quieren tener alguna opción en un mundo saturado de apps. Por cierto, tendrán que mirar también atentamente a la nube.
  • El sector del asesoramiento financiero estará condicionado por nuevos elementos. La tecnología reducirá los costes de los asesores, pero también presionará las comisiones a los clientes a la baja. Con la disponibilidad de nuevas herramientas, los inversores privados accederán a los mercados a precios muy bajos. Pero los asesores deberían observar esta tendencia como una oportunidad, porque más gente conectada e interesada en inversiones será público objetivo, si están bien posicionados. ¿Cómo? Teniendo en cuenta los cambios sociales en demografía y longevidad, que generará nuevas prioridades de inversión. Además de esto, los asesores tendrán que evolucionar a ser proveedores de todo tipo de productos: herramientas tecnológicas, planificación legal o laboral e incluso coach.

En resumen, el sector de la asesoría financiera afronta un cambio profundo en un mundo cambiante. Posiblemente, los próximos tres años van a ser fundamentales y seremos testigos de esta transformación. La tecnología, los efectos de los cambios sociales vinculados al fin de la crisis y los nuevos competidores y modelos en la planificación financiera serán las principales cartas de este juego.

Los flujos de los ETF van a la par de las dudas de Estados Unidos

Flujos de los ETF: Mapa del mundo con cuotas de mercado de ETF

La industria de los ETF cambia la fortaleza de sus flujos inversores según las dudas y suspiros de los Estados Unidos. El freno de la expansión monetaria (QE, quantitative easing) o no, el techo de deuda o la continua incertidumbre en la política económica norteamericana condicionó los últimos seis meses a los inversores de ETF.

Los efectos son claros, porque como muestra nuestro gráfico, el 70% de la cuota de mercado de activos están en manos americanas. El informe de BlackRock sobre los flujos del pasado mes de octubre revela que la industria contabilizó movimientos de 24.300 millones de dólares desde el 17 de octubre, porque los gestores estaban esperando una solución entre Republicanos y Demócratas en Washington.

Entre enero y octubre y en comparación con el mismo periodo de 2012, la corriente de ETF en acciones se incrementó en todas las áreas del mundo, salvo los mercados emergentes, donde la tendencia empieza a cambiar. Después de un fuerte arranque en 2013, hubo un cambio en la tendencia, más acentuado en verano. Los inversores están ahora atraídos por los bajos precios.

Los ETF de acciones americanas se centraron en valores de gran y media capitalización, con una contribución importante de los tecnológicos y valores de consumo no cíclicos. Además, los activos se acercan al billón de dólares, gracias a los incrementos de dos dígitos y los recientes récords del índice S&P500.

En Europa, los productos de acciones empujaron al alza después de un estancamiento en la primera mitad del año. Los flujos en Europa alcanzaron los 7.900 millones de dólares en octubre, un nuevo récord después de cuatro meses consecutivos con aumentos. Las mejores perspectivas económicas y los precios atractivos movieron a los inversores al Viejo Continente, rondando el 30% en aumento  de activos. En octubre, esta cifra superó los 400.000 millones de dólares. Una cifra a tener en cuenta: Alemania contabilizó casi 3.000 millones en salidas.

Renta fija y mercado monetario obtuvieron los peores resultados, con fuertes salidas. También el oro acumuló una gran salida en octubre, más de 2.000 millones de dólares.

En cualquier caso, Estados Unidos dirige los mercados de ETF. No sólo porque el 70% de los activos están en este país, sino porque los riesgos actuales, como una política monetaria de la Reserva Federal no clara (con varias declaraciones contradictorias de sus miembros) o las próximas negociaciones sobre el techo de deuda hasta enero, están en el punto de mira de los directivos de los ETF para decidir dónde colocar sus fondos para obtener los máximos rendimientos.

Bancos europeos: nuevo paisaje después de la crisis

Image of the euro symbol in front of the seal of the ECB

El sector bancario europeo ha sufrido un profundo cambio en los últimos años como resultado de la crisis desde 2007. La banca ha experimentado un gran número de acontecimientos, como recapitalizaciones directas y nacionalizaciones. Nadie podría haber apostado por ello antes de 2007, pero el paisaje bancario en Europa es bastante diferente.

Las cifras del BCE muestran esta profunda transformación. Desde 2008 a 2012, casi 600 instituciones de crédito desaparecieron y los activos cayeron un 12%. El pico del proceso de reestructuración tuvo lugar en 2009. Las fusiones y cierres acabaron, por ejemplo, con las cajas de ahorros, que disponían del 50% del mercado en España.

Parece que ocurrió hace bastante tiempo, pero no deberíamos olvidar que las nacionalizaciones de ING en Holanda y el Hypo Real Estate en Alemania ocurrieron hace tres o cuatro años, por indicar un par de casos en los que los países no fueron intervenidos por la troika. En el lado de los países intervenidos, España necesitó 40.000 millones de euros para recapitalizar cuatro bancos, entre ellos Bankia. Ahora, España e Irlanda parece que se encuentran al final del programa de rescate.

Los bancos europeos tiene que lidiar ahora con una nueva normativa. No sólo los requerimientos de capital de Basilea III influirán en los balances e inversiones futuras de los bancos, sino también el próximo supervisor único europeo. El BCE va a repetir los test de estrés para el sector bancario y, aunque hay más confianza que antes, algunos inversores todavía tienen dudas sobre la fortaleza del capital de la banca europea.

Una de las tendencias más importantes en el sector bancario europeo es la concentración. Según el BCE, los grandes bancos tienen una mayor cuota de mercado, entre ellos en Alemania, Italia y España. El ranking de bancos europeos por activos muestra que Reino Unido, Alemania y Francia están en cabeza.

La cuestión ahora es la fortaleza real de la banca europea. ¿Son un buen negocio en los mercados de valores? Como asegura la Autoridad Bancaria Europea, todavía hay incertidumbre sobre la calidad de los activos de los bancos y su valoración, debido a los créditos concedidos tanto a empresas como al sector de la construcción. Será una cuestión de tiempo para los inversores descubrir la auténtica realidad.

ETF, un modo sencillo de invertir en los mercados

Los fondos cotizados, conocidos generalmente por sus siglas en ingles ETF (de “Exchange Traded Funds”), son un tipo de valor disponible en los mercados financieros. En tanto que cotizados, funcionan como las acciones, aunque reúnen algunas características de los fondos de inversión.

Como las acciones, sus precios se mueven continuamente y están siempre actualizados, frente a los fondos de inversión, cuyos precios se actualizan al cierre. De este modo, los inversores tienen información permanente del valor de sus posiciones y pueden reaccionar para cambiar su estrategia. De igual modo, como una acción, los inversores pueden comprar a descubierto, vender a corto o mantener a largo plazo.

Los ETFs tienen aún más ventajas. Estos fondos siguen índices, sectores o una cesta de valores (como, por ejemplo, acciones, materias primas o bonos). Es decir, están vinculados en su comportamiento con los rendimientos que obtengan estas inversiones. Las inversiones están diversificadas sin el esfuerzo de buscar continuamente nuevos valores y realizar compraventas de forma continua. En el argot financiero, se conoce como gestión pasiva.

Los fondos de inversión tradicionales ejecutan una gestión activa para mejorar el resultado del mercado, es decir, para obtener más rendimiento que índices o sectores. Los ETFs se limitan a seguir la tendencia y sus gestores solo realizan pequeños ajustes para mantener la línea. Este tipo de gestión tiene una consecuencia positiva inmediata: los costes son inferiores para el inversor. Las comisiones y los costes administrativos son menores, ya que los ETF necesitan menos recursos para conseguir resultados.

Por tanto, la transparencia en el precio, la diversificación, los menores costes y la flexibilidad son las principales ventajas. El mercado de ETFs ha tenido un gran crecimiento en los últimos años. Según un reciente informe de BlackRock, los flujos globales fueron de 32.900 millones de dólares solo en octubre y sumaron 194.200 millones de dólares desde enero. Bloomberg dispone de un ranking de los mayores ETF de Estados Unidos por sectores de inversión y Morningstar también cuenta con un ranking por rendimientos. Los retornos de algunos ETF superan el 100%.

T-Advisor, consciente de las ventajas y Buenos resultados de los ETF, recomienda estos productos financieros en la herramienta de planificación de inversiones.

Recorte de tipos del BCE: posible impacto y efectos

La decisión de Mario Draghi y el Consejo de Gobierno del BCE de recortar los tipos de interés la pasada semana fue una sorpresa para inversores y mercados. Habitualmente, la institución que rige la política monetaria europea evitaba recortes repentinos en los tipos, pero las últimas cifras de inflación de la Eurozona (del 1,1% de septiembre al 0,7% de octubre) junto con una fuerte apreciación del euro frente al dólar (hasta su máximo anual en 1,38 dólares) fueron causas determinantes.

El impacto inmediato en los mercados financieros fue positivo: los índices subieron como suele ocurrir ante este tipo de decisiones, pero la atención de los inversores está dividida atenta a la evolución del otro lado del Atlántico. El PIB del tercer trimestre de Estados Unidos subió más de lo esperado y aumentó las preocupaciones sobre el recorte del QE3 (es decir, que la Reserva Federal podría empezar a reducir las compras de deuda estadounidense llevadas a cabo para expandir el crédito y favorecer una recuperación más rápida de la crisis económica). Los mercados cambiaron el sentimiento a negativo.

La actual situación de la política monetaria en los principales bancos centrales mundiales es relajada, con el fin de impulsar la debilidad de las economías. El Banco de Japón mantiene su tipo en 0%, la Fed cerca del 0% y el BCE se une ahora al grupo con un tipo no muy lejano (0,25%). Los analistas y expertos tienen diferentes puntos de vista sobre las próximas consecuencias.

El responsable de estrategia de divisas del banco USB, citado por Reuters, afirmó que el BCE podría haber optado mejor por otros instrumentos, como una tasa de depósito negativa para los bancos, más créditos baratos a largo plazo o incluso un programa de “Quantitative Easing” como en Estados Unidos. Estas medidas habrían tenido un efecto mayor para impulsar el flujo del crédito, según el experto del USB, que es la principal preocupación para el sistema monetario. En la misma línea, un analista del banco privado Berenberg, citado por Spiegel, señaló que el recorte “no dañaría nada, pero tampoco haría mucho”.

The Economist recordaba que Draghi señaló “otra artillería” si el recorte de los tipos no era suficiente. Los fantasmas de la deflación y el estancamiento económico de Japón sobrevolaron Fráncfort la semana pasada. En cualquier caso, el BCE tomó la decisión tal vez, como cree el economista Paul Krugman, porque la institución no está tan segura de que “Europa haya salido del túnel” de la crisis. Sin embargo, debe recordarse que el mandato del BCE se limita al control de la inflación, no a la mejora de la economía y el empleo, como la Reserva Federal.